Chantaje a Marta la viuda

Después de tantos meses de inactividad sexual se encontraba al borde del clímax. Una indescriptible oleada de placer nos invadió al mismo tiempo. Ella dio un gran suspiro y mientras que su cuerpo experimentaba un tremendo e insospechado orgasmo yo empecé a correrme con grandes convulsiones.

Hans II

Nuestra protagonista está aceptando plenamente su papel de esclava, consentida por su marido en ello. Acude a ver a su Amo que le inflinge un pequeño castigo y le da instrucciones para cómo comportarse y aderezarse…

Hans

Uno de los socios de una discoteca le hace una proposición a la mujer de uno de sus trabajadores: convertirse en su putita particular, con conocimiento y consentimiento del marido.