Antes del examen

Mi nombre es Jorge tengo 23 años y estudio en una universidad privada en la ciudad de México.

Antes que nada quisiera confesarles que he leído una gran cantidad de relatos en este lugar; Y jamás pensé que algún día me sucediera algo parecido a lo que aquí he leído.

Como ya les había comentado estudio en una universidad la carrera de informática. Somos un grupo chico que consta de 5 hombres y 4 mujeres; por cuestiones de sobre cupo los alumnos de mi carrera tomamos clases en el más pequeño de los salones ubicado en el ultimo pasillo del piso más alto. Por esta misma razón el transito ahí es muy poco, pues casi nadie sube a ese piso y mucho menos se aventuran hasta ese solitario pasillo; se puede decir que sólo lo frecuentamos mis compañeros y yo.

Lili es la más guapa de todas mis compañeras de área ella es de piel exageradamente blanca y aunque no tiene muchas caderas, tiene unos senos hermosos, redondos y voluminosos es muy guapa hasta cuando habla destila cachondeo con su tonito de niña fresa.

Erika mide como 1.72 ella si tiene unas enormes caderas, sus nalgas están torneadas grandes y bien formadas; cuando se pone pantalones apretados y a la cadera, parece reventarlos con ese gran y enorme culo.

Beatriz es la más seria de todas es chaparrita de piel blanca y con unas nalgas pequeñas pero bien paraditas, ella es extremadamente velluda, por lo que siempre pasaba por mi mente «cómo estaría su conejito de felpudo» sin duda alguna tendría pelos hasta morir.

Yazmin la más fea y burra de todas; ella si no tiene nada por lo que no les cuento más de su descripción

El martes 6 de marzo teníamos programado un examen a las 8 de la noche de la tediosa materia de inteligencia artificial. Por motivos de salud el maestro que nos correspondía dos horas antes del examen no se pudo presentar ¡guauu! exclamaron mis compañeros; pues así tendríamos más tiempo de estudiar. Gustavo uno de mis compañeros hizo una propuesta de ir a comer, tomar unas cervezas y después ir al billar, para lo que mis serias y recatadas compañeras respondieron que no, pues como son tan matadas prefirieron quedarse en el salón a estudiar para el próximo examen. ¡Bueno! Respondió Gustavo allá ustedes.

Ya dentro de el salón de clases sólo yo y mis 4 compañeras comenzamos a estudiar Lili una de ellas recibió una llamada en su teléfono celular «¡oh diablos! Y ahora qué quieres ¡estoy estudiando! respondió Lili; pues era su viejo y feo novio.

«Este hijo de mil putas ya me tiene hasta la madre; si no fuera por su dinero seguro lo mandaba a la chingada» Erika pregunto ¿qué Lili? ¿problemas con tu galán? Lili respondió Sí. Erika contestó hazle como yo sólo goza y mándalos a diablo. Bueno fuera pero a éste ya no se le levanta ni con grúa dijo Lili.

No me digas que no te llena su pedacito. ¡Eso sí que es horrible! Pues sí ,así es.

Beatriz. Contestó Ya cállense y pónganse a estudiar; para lo que mis otras dos compañeras respondieran ¡Ya bájale! ¡ no me digas que a ti no te gusta hacer cositas malas!. Pues no. Respondió mi compañera. No me digas que no conoces un pene.

Beatriz se enrojeció y contesto con un golpeador «pues no» «no tengo el disgusto» las otras dos le respondieron ufffh . Pues no sabes de lo que te pierdes.

Con toda esa plática quién podía concentrarse para seguir estudiando, más aun teniendo a Lili enfrente de mí recargada en el escritorio dejando ver sus hermosos y voluminosos senos. Por mi mente pasaban cosas terribles casi podía sentir que mi verga estaba despertando.

Cuando por arte de magia Lili preguntó ¿y tú qué compañero? ¿También eres virgensito como Beti? ¿o qué?¿no te gustan las mujeres? Para lo que yo respondí ¡No! Ese no es mi caso, si vieras que me funciona a la perfección ¡ya que sea menos! ¡no muy toro! ¡que se me hace que todavía te corres en chis! Respondió Lili.

Le respondí rápidamente que se me hace que eres pura lengua Lili. ¡Jajaja!.

Lili se quitó del escritorio, caminó lentamente y mirándome fijamente me dijo ¿quieres ver que no soy pura lengua? Yo me quedé pasmado sin saber qué responder, cuando sentí su cálida mano en mi parte más noble; para qué mentir me dio algo de pena.

Erika en seguida le dijo ¡Lili qué haces! Oh no te asustes solo estoy calando al compañero.

¡No te pases! ¡alguien puede entrar! ¿sabes lo que pasaría si alguien entra y te ve? Lili respondió ponle el seguro a la puerta. Ahorita vas a ver lo que es bueno ¿o que tienen miedo? Cuando menos lo pensé me di cuenta que tenía mi verga fuera de mi bóxer con el cierre totalmente abajo. La erección era de las más vigorosas que he tenido.

Podía sentir su cálido aliento cerca de mis vellos cuando mirándome fijamente a los ojos me dio la primera mamada. ¡Guauu! Suspiré no podía creerlo Lili haciéndome una paja con su boca. Aquella succión del sube y baja era deliciosa; la cual se fue acelerando a medida que pasaba más tiempo.

De rodillas frente a mí; dirigida por mis manos en su cabeza aquella mujer siguió chupandome el miembro como 2 minutos más, cuando con una voz áspera y débil me dijo ahora tú. ¿Qué? Sí, ahora vas tú. Mis compañeras sorprendidas no decían ninguna palabra, sólo se limitaban a ver aquel caliente espectáculo.

Lili se levantó y desabotonó su pequeña falda se recostó sobre el escritorio y dijo ¿ qué esperas? No querrás que todo lo haga yo. Eso quería decir que le quitara sus pequeñas y diminutas bragas; lo cual hice gustoso. Con las piernas totalmente abiertas dirigí mi cabeza hacia su sexo, el cual estaba extremadamente húmedo, pues se podían ver sus exquisitos jugos alrededor de toda su parte. En ese momento poco me importaba si alguien entraba o no, solo tenía mente para lo que me estaba sucediendo. Todos esos jugos exquisitos los lamí tragándolos todos por mi garganta. Comencé a jugar mi lengua en su clítoris arriba y abajo. En el salón sólo se podían escuchar los jadeos de mi caliente compañera ahhhh ahhhhh asiiiiii sigue sigue… cuando menos lo penséà me di cuenta que Erika estaba a mi lado. No hubo palabras sólo me miro dirigió su boca a mi pene, en una posición incomoda, pues el escritorio nos estorbaba comenzó a chupar mi verga. En esos momentos el salón despedía un olor ocre y pesado típico del sexo.

Lili dijo alcánzame mi bolso compañera su mirada era cristalina como si estuviera débil aun así no dejaba de jadear, con una voz temblorosa dijo saaaca abre la bolsita de la derecha y saca lo que hay ahí. ¡Guau! Un verde y brillante condón, sin perder tiempo Erika lo abrió Y Lili dijo pónselo. Lili apresuradamente se quitó la blusa al mismo tiempo que Erika.

¡Mémelo! Respondió lo que hice al instante Erika sentada en la banca de enfrente no dejaba de pajearse, esperando ansiosa su turno. Lili puso sus manos sobre mis nalgas las cuales arremetía hacia ella con fuerza y rapidez. Siiii siiiiiii haaaa damelo todo así así todo compañero, tú sí que sabes coger sí cógeme cógeme ahh qué rico mmmmh mmmh. Se dio vuelta y quedando arriba de mí contestó ahora voy yo sus nalgas subían y bajaban suavemente al mismo tiempo que me decía anda cariño qué esperas como mis senos ¡no me digas que no los deseas! Si me he dado cuenta como los miras. Pues ahí estaba yo mamando los hermosos senos de Lili al mismo tiempo que ella se metía en mi verga ahora con más fuerza.

Oohhhh me voy a correr pero de eso te encargas tú. Se desmontó de mí y se dio vuelta quedando en una posición como de perrito. La tomé por las nalgas y le proporcioné unas fuertes embestidas Erika se levantó y nos comenzamos a besar calientemente mientras yo me seguía cogiendo a Lili siii sii así me corro me corro cuando sentí ese caliente chorrito en los pelos de mi pene, seguí arremetiéndola ahora con más fuerza cuando con un delgado suspiro dijo ¡ya basta! Ya . No hay que ser descortés la compañera también quiere jugar.

Lili se quitó del escritorio cediendo su lugar a la otra de mis compañeras. Por fin ese grande y hermoso culo estaba enfrente de mí y creo que no le iba hacer ningún desprecio. Al igual que el culo de Lili éste ya estaba muy mojado. Tomé la punta de mi verga con la mano y la dirigí a sus partes más íntimas casi no la podía ver de tan voluminoso que era ese precioso culo aquel panorama era grandioso por fin estaba follando ese gran culo que tanto había deseado.

Si Lili era caliente esta era más; pues casi no me daba oportunidad de entablar un solo ritmo pues movía todo su culo en forma circular y arriba y hacia abajo. Oh qué bien se siente susurraba mordiéndose los labios, al mismo tiempo sus nalgas seguían con ese vaivén.

Sí eso es así sigue sigue dámelo todo ¡hoooo! Te amo mi vida cógeme soy tuya toda tuya.

Decía con voz temblorosa. Cuando apenas habían pasado unos minutos sentí venir lo inevitable creo que me iba a correr y se los aseguro que no lo quería ¡bueno! Al menos en ese momento. Tanto esperar para tener esas enormes nalgas dentro de mi verga .

Cuando al fin sucedió acelerando los bombeos dentro de las nalgas de Erika le dije»ya»¡creo que me voy a venir! ¡Guau! Esa mujer creo que sí sabía coger, pues apenas escuchó esas cortas palabras empezó a moverse con más intensidad jadeando cada vez más fuerte. Saqué mi verga de sus nalgas ya casi con la leche en la punta lo introdujo a su boca bebiéndose hasta la última gota ¡uff! Eso sí que estuvo bueno.

En esos minutos los tres nos cruzamos las miradas y soltamos una mustia carcajada jjjaaajajaja. Lili respondió ¡puta guey! ¡no lo puedo creer! ¡este cabrón nos acaba de coger a las dos! ¡bueno al menos no estuvo tan mal! Lo agitado de nuestros cuerpos fue disminuyendo constantemente, por unos momentos olvidamos totalmente que aún había dos calientes espectadores.

Erika dijo «nada de esto a esos cabrones eh» No te preocupes de aquí no sale nada; Ya lo dijiste tú «creo que no estuvo nada mal»

Beti con una cara de vergüenza dijo ¿sabes? Creo que me mojé. Para lo que las otras dos respondieron con una carcajada.

¡Mierda! Contestó Lili el maldito examen.

¡Bueno! Lo más seguro es que esté frito en esa materia y creo que una gran marca que diga «REPROBADO» vendrá en mi próximo examen.

Pero como dicen lo bailado nadie me lo quita; pues creo que esto no acaba aquí pues Lili ya me ha invitado a una fiesta el próximo sábado y quién sabe qué vaya a pasar.

¿Qué te ha parecido el relato?