Ya hacía dos meses que habíamos cortado luego de casi un año de novios, pero como todavía ninguno salía con otro entonces nos seguíamos divirtiendo juntos.

Además, dado que estudiábamos lo mismo seguíamos estudiando juntos, lo que nos daba bastante tiempo para estar juntos.

Estábamos un día estudiando por la mañana en casa, y como muchas veces nos fuimos a tirar al sofá (que tiene lugar para 1 solo) a boludear un rato.

Ahí empezamos, a besarnos, a tocarnos como muchas veces, aunque había que hacerlo con cuidado, porque estaba la señora que limpia en mi casa.

Sin embargo, ella ese día, y a diferencia de los demás días, estaba descontrolada y no le intereso que hubiese gente en casa. Entonces sin esperar un segundo se bajó un poco los pantalones y estando boca abajo me dijo: “métemela toda, pero por adelante, ojo!!!”

No me quedó otra que obedecer así que en silencio me monte sobre ella, me baje un poco los pantalones y la penetre. Estuvimos un rato así meta y ponga hasta que los dos acabamos.

Una vez ahí, ella pareció tomar conciencia de lo que habíamos hecho y me pidió que me vista, mientras ella se vistió y se fue al baño.

Una vez que volvió del baño seguimos estudiando, pero ambos todavía estábamos con ganas de seguir, y no tardamos mucho en continuar.

Me acerqué a ella para preguntarle una cosa, pero no pude más que agarrarla, levantarle la remera y empezar a tocarle sus hermosos pechos.

Luego le desabroche el corpiño y le comencé a chupar las tetas como si fuese un bebé.

Para ese entonces ella estaba tan caliente que explotaba entonces sin decir nada me detuvo y me bajó la bragueta del pantalón, me lo desabrocho y se metió mi verga en la boca.

Así estuvo un largo tiempo, infinito para mí y de pura satisfacción.

Yo ya no daba más y quería acabar, pero no quería hacerlo en su boca porque además quería cogerla entonces le saque mi pija de su boca, la agarré levantándola de la silla en donde estaba y la lleve nuevamente al sofá.

Allí y sin importarme la gente que estuviera en mi casa, le bajé los pantalones y la bombacha de un solo movimiento y me abalancé sobre su concha.

Se la estuve besando, tocando, chupando y acariciando un largo rato.

Jugando con su clítoris hasta que ella tampoco dio más.

Ella se estaba conteniendo de gritar o cosas así porque había gente en casa.

En ese momento me pidió por favor que se la metiera porque no aguantaba más.

Entonces me puse junto a ella y se la puse de un movimiento.

Cogimos y cogimos hasta acabar ambos, pero me quede dentro de ella un rato más hasta que la mía se duerma por completo.

A ella eso le encanta y esta bueno quedarse un rato más dentro.

La sorpresa me la lleve cuando la saque de dentro de ella ya que ella se bajó hasta la altura de mi pija y la comenzó a acariciar primero, para luego cuando ya estaba levantando, metérsela en la boca nuevamente.

Me la chupo hasta que estuvo nuevamente totalmente parada.

Para ese entonces yo ya tenía ganas de metérsela y le decía que la quería coger, pero ella estaba muy concentrada en chuparla e ignoraba lo que yo decía.

Cuando la agarre para cogerla no sé porque se me dio por mirar la hora y me di cuenta que estábamos muy cerca a la hora que llegan mis padres así que nos tuvimos que vestir rápido y quedarnos ambos muy calientes a pesar de todo lo que habíamos vivido a la mañana.

Comimos en casa juntos con mis padres y luego apenas terminamos de comer salimos de casa con la excusa de que teníamos que ir a cursar y nos fuimos a un hotel alojamiento para terminar lo que había quedado pendiente de la mañana.